Aprende en 3 minutos a tomar fotos ‘como un pro’

¿Acabas de adquirir un Android de gama media o alta? ¡Bravo! Seguramente tienes la opción de disparar en modo manual o profesional. Pues bien, hay muchos usuarios que se preguntan cómo explotar esa opción y parece resulta algo un poco complicado de entender, ya que necesitas unos conocimientos de fotografía muy básicos. Nosotros te lo explicamos de forma rápida y sencilla. Tomar fotos en manual es fácil.

Cómo disparar en modo manual o profesional en Android

Para ello, tendrás que jugar con 3 parámetros diferentes: la velocidad de obturación, la apertura del diafragma y la ISO. Lee despacio y con atención: puede que cueste un poco de entender, pero no es complicado. Y, sobre todo, ten mucha paciencia. Las primeras veces te saldrán mejores fotos en automático que en manual, pero a la que cojas un poco de experiencia podrás presumir de fotones. ¡No te rindas! Abre la cámara del móvil y empieza.

Velocidad de obturación

¿Has visto un valor separado por una barra? ¿Algo así como 1/300? Esto es la velocidad de obturación.

El obturador es la pieza que se abre cuando pulsas el botón de disparar la foto. En una cámara réflex, oyes un ‘prrom’ y en ese instante el obturador se ha abierto y se ha cerrado. Esto hace que la luz penetre por el diafragma y que, por arte de magia, se haga la foto. Una de las cosas que te permite tomar imágenes en manual es decidir la velocidad de obturación. Pues bien: esto te permite decidir cuánto tiempo quieres que la luz penetre por el sensor.

Si abres el obturador demasiado tiempo (1/10), entrará mucha luz y la foto te saldrá muy quemada. Si lo configuras para que se abre y se cierre muy rápido (1/800), la foto te quedará oscura. Tendrás que jugar con el obturador en función de la cantidad de luz que haya en la zona que quieres encuadrar la fotografía.

¡Ojo! Si abres el obturador demasiado rato, puede que algo de lo que estás capturando se mueva: una persona, un coche, una bicicleta… Entonces, te quedará movida. Si quieres evitarlo, tendrás que disparar más rápido y jugar con otros parámetros que te explicamos a continuación.

Apertura de diafragma

¿Ves un valor que empieza por la letra ‘f’? ¿Algo así como f3.5? Esto es la apertura del diafragma.

El diafragma es la parte del móvil que determina la cantidad de luz que deja pasar. Es como un agujero: si es muy grande, pasará mucha cantidad (f2.0); si es pequeño, sucederá lo contrario (f7.5).

Cómo disparar en modo manual o profesional en Android

ISO

El valor ISO es, ‘a grosso modo’, la capacidad que tiene la cámara para potenciar la cantidad de luz. Esto es una gran herramienta: hace que, en ambientes oscuros o de noche, las fotos no se vean oscuras. Básicamente, lo que estará haciendo tu smartphone es forzar el sensor para potenciar la cantidad de luz. ¡Ojo! Si pones un valor ISO muy alto (ISO 3200), puede que la imagen se vea granulada y quede fea.

Debes utilizar la ISO como un parche en situaciones de poca luz. Si estás tomando fotos de noche, intenta disparar con el diafragma más abierto y con una velocidad de obturación más lenta. Utiliza el valor ISO como el último recurso.

Disparar en RAW

Cuando tomas una foto con un smartphone normal coge toda la información del sensor, simplifica los colores, lo comprime todo y te da un resultado procesado automáticamente que ocupa poco espacio en la memoria del móvil. O sea, que tu móvil está haciendo lo que le da la gana con tu foto.

Si quieres dar un paso más allá, te recomendamos que actives la opción ‘disparar en RAW’. Con eso, conseguirás que se capte la información del sensor, sin ningún tipo de procesado; posteriormente, la procesarás tú manualmente con la edición de la foto. Desde tu dispositivo podrás hacerlo. Pero si pasas la foto a tu ordenador y la procesas con un programa como Adobe Photoshop, tendrás un montón de posibilidades a tu alcance. Ves tocando las opciones e infórmate: es la mejor manera de aprender.

Casos prácticos

Te ponemos un par de casos prácticos diferentes para que empieces a probar a disparar con el modo profesional de Android.

– Tomar una foto a una sombrilla en la playa.

Arena, cielo, sol… mmmh, suena a que hay mucha cantidad de luz y nada se mueve. Prueba de configurar la cámara a una velocidad de obturación 1/300, f6.0 e ISO 100. A ver qué pasa. ¿Demasiado quemada? Prueba de cerrar más el diafragma, algo como f7.0. ¿Te queda movida? Prueba de disparar más rápido: por ejemplo, 1/400.

– Tomar una foto a personas bailando en un escenario

Un ambiente oscuro, focos, personas moviéndose… Parece que hay poca cantidad de luz y puede que las fotos salgan movidas. Prueba de configurar una velocidad de obturación que te permita congelar bien el momento, algo como 1/200. Abre el diafragma todo lo que puedas, ya que sino te saldrá oscura: algo como f2.0. Utiliza el ISO, ¡pero no te pases! Un valor ISO 1200 puede que sea correcto.

Jamás te rindas

En la era de la información, todo lo que son los modos automáticos están muy, pero que muy bien desarrollados. Y la fotografía para smartphone no es una excepción: si te estás iniciando con el modo manual, es probable que te salgan mejores fotos en automático. ¡No te desanimes! Recuerda: aprendes más cuando te equivocas. ¿

Quieres experimentar? Ponte en un lugar donde se vean las estrellas y configura el obturador para que se abra mucho tiempo, unos 30 segundos. Podrás conseguir resultados como éste.

Cómo disparar en modo manual o profesional en Android

¿Te estás animando? Cuando lo tengas dominado, infórmate sobre HDR, Balance de blancos, y modo retrato.  ¡Pronto aprenderás a disparar ‘como un pro’!